Prensa muslima

 

 Al servicio del muslim hispano

LOS MUSULMANES DE ESPAÑA (2ª parte)

(repaso desde el pasado para comprender nuestro presente)

2ª parte: 1967-2016 (50 años)

Historia vivida (institucionalización y visibilidad)

En 1967 se promulgó la “Ley 44/1967, de 28 de junio, regulando el ejercicio del derecho civil a la libertad en materia religiosa”, la cual permitió el establecimiento de asociaciones confesionales y la creación del Registro de asociaciones confesionales no católicas en el Ministerio de Justicia. A su tenor se creó en diciembre de ese año la Asociación Musulmana de España (AME) con sede central en Madrid y sedes en otros municipios, sustituyendo a las asociaciones de estudiantes musulmanes para darles su marco religioso coherente. El Registro inscribe finalmente esta entidad en 1971.

Un melillense al tanto de las novedades legislativas inscribió la Asociación Musulmana de Melilla en 1968, entidad sin actividad religiosa ni de ningún tipo, que más tarde pasara a manos de políticos muslimes, como su presidente Abderrahman Mohamed Hamed Benyahya, quien fue Teniente de alcalde del Ayuntamiento de Nador (Marruecos), y llega a ser Secretario general de la Comisión Islámica de Melilla. En aquel año se inauguró la Mezquita Omar Ibn Al-Jattab de Melilla.

En 1969 los ifneños españoles son abandonados al acordarse la retrocesión de la provincia de Ifni a Marruecos. En 1976 los saharauis españoles son abandonados al ceder la administración de la provincia de Sahara a Marruecos; también a Mauritania aunque la abandonó después. Siendo sus descendientes españoles naturales, continúa sin resolverse la deuda histórica contraída con los ifneños y saharauis desproveídos de su nacionalidad española.

El número de comunidades que empiezan a constituirse como entidad religiosa va creciendo desde la base de las primeras mezquitas y comunidades religiosas estables asentadas y formalizando su inscripción registral, contando primero con las comunidades asentadas en Ceuta y Melilla, para continuar en el resto del Estado a asentarse y organizarse, inicialmente en Madrid, Algeciras, Granada, Córdoba, Zaragoza, Alicante, Valencia, Barcelona, Terrassa, Lleida, Santiago de Compostela, Oviedo y Badajoz, principalmente por estudiantes universitarios y profesionales liberales.

En 1980 se promulga la “Ley Orgánica 7/1980, de 5 de julio, de libertad religiosa”, la cual regula el establecimiento de comunidades religiosas y sus federaciones, denominándose el Registro desde entonces como Registro de entidades religiosas, a cuyo tenor se crean comunidades islámicas locales y la Unión de Comunidades Islámicas de España (UCIDE), la cual fue inscrita por el Registro en 1991.

También en 1980 se inscribe en el Registro la Comunidad Islámica en España de Granada quienes abrirían años más tarde su Mezquita Mayor de Granada con la ayuda del emirato árabe de Sharjah de los Emiratos Árabes Unidos.

En el año 1989, a solicitud de la Asociación Musulmana de España (AME), la Comisión Asesora de Libertad Religiosa del Ministerio de Justicia reconoció a la confesión islámica formalmente el “notorio arraigo”. Se formó una Comisión representativa religiosa y ese año la Administración PSOE de González inscribe en el Registro de entidades religiosas la Junta Islámica (JI) aunque careciera de actividad religiosa, y la Federación Española de Entidades Religiosas Islámicas (FEERI) imponiendo en esta unos estatutos con cargos divididos en secretarías, ejerciendo de Secretario ejecutivo Mohammed Bahige Mulla Huech (e.p.d./A.r.).

Fue encomendada la misión de inspección al Jefe de sección del Registro de entidades religiosas del Ministerio de Justicia para comprobar la realidad acerca de Mansur Abdussalam Escudero Bedate (e.p.d./A.r.), persona insertada, por decisión política, en la Comisión negociadora religiosa para el Acuerdo de cooperación. Ante esta inserción el comentario de los administrativos fue unánime: “va a ser peor el remedio que la enfermedad”, y es que él ya se había hecho notar ante la Administración e insistía en su presencia dada su pretendida importancia. Del resultado de la inspección se comprobó que el señor Escudero (e.p.d./A.r.) era un completo desconocido para las comunidades religiosas musulmanas de su zona y que las actividades de su grupo eran comerciales; pese a ello y a que no era representante oficial nombrado de ninguna entidad religiosa fue impuesto en las negociaciones e inscrita como religiosa su JI.

Comentaba a la sazón este alto funcionario que su primer paso en esta encomienda fue entrevistarse con el Delegado del Gobierno en Andalucía para informar sobre su itinerario, a lo que el Delegado preguntó el porqué le contaba sus planes, a lo que aquel contestó: “por si no aparezco en dos días, para saber por dónde empezar a buscarme”. Aunque lo contaba como anécdota graciosa, demostraba el grado de desconfianza que inspiraba la que sería la JI y sus actividades en su sede.

En 1991 se está a punto de romper las negociaciones ya que desde la JI se insiste en incluir en el Acuerdo una partida de financiación, lo que no iba a conceder el Estado ni estaba en los acuerdos con evangélicos y judíos. Insistían “en la necesidad de la contribución directa del Estado al sostenimiento económico de las Comunidades Islámicas afectadas por el acuerdo que se negocia”. Cuando ya se creía roto el acuerdo, el Jefe de sección recordó al Director general de asuntos religiosos que ya era hora de registrar la federación que la AME tenía presentada desde hace años; así se hizo, se salvó la situación con la inscripción de la UCIDE para continuar las negociaciones bajo estas siglas, y se ultimó el Acuerdo de Cooperación del Estado español con la UCIDE, al que finalmente quisieron adherirse las dos entidades que quedaban con la FEERI.

En 1992 se cambian los estatutos de la FEERI convirtiéndose en su Presidente Mansur A. Escudero (e.p.d./A.r.) de la JI cuando esta ni siquiera constaba adherida a la FEERI, y la Administración PSOE de González crea la Comisión Islámica de España (CIE), continente de la UCIDE y la FEERI, para firmar el Acuerdo de cooperación con el Estado español y su seguimiento, aprobado por Ley 26/1992, de 10 de noviembre, también con unos estatutos divisorios paritarios al 50% con la representación religiosa de la UCIDE y la representación política de lo religioso de la FEERI, cuando desde el principio y años siguientes la UCIDE mantuvo un porcentaje alrededor del 80% de representatividad real de las comunidades religiosas.

Hablando con personal que documenta los proyectos de ley a los cargos políticos, me preguntaron que dónde estaba la partida presupuestaria que debería acompañar a la ley del Acuerdo de cooperación, puesto que toda ley para su aplicación tiene un coste; pero no hubo ninguna partida, por lo que comprendimos sin hablar que no había voluntad de aplicar los acuerdos con evangélicos, judíos y musulmanes, ni gastar en sus profesores ni asistentes, desde la Administración gobernante laica.

Pese a ser un pequeño grupo de personas, el apoyo político a su FEERI/CIE propició su sobrerrepresentación en los medios de comunicación durante la etapa de la Administración PSOE de González, ninguneando a la UCIDE/CIE.

La FEERI/CIE fijó su domicilio oficial en el Centro Religioso-Cultural Islámico de Madrid, conocido como “mezquita de la M-30”, de la Liga del Mundo Islámico saudí, de cuyo país obtenían ingresos para su sostenimiento económico, apoyo que cesó al comprobar los benefactores que no se había construido ninguna mezquita como se había pactado, ni obra religiosa. A partir de ese momento buscan y encuentra la JI aporte económico libio en la Asociación Mundial de la Llamada Islámica, del entonces Liderazgo Popular Islámico Mundial de aquel país hasta la caída de la Gran Yamahiriya Árabe Libia Popular Socialista en 2011.

El domicilio de la FEERI-JI quedó fijado en Almodóvar del Río (Córdoba) y registran oficialmente la marca “Calidad Halal” con lo que queda bloqueado por años el registro de la marca “Halal” para la CIE como estipulaba el artículo 14 del Acuerdo, quedando como asignatura pendiente sin desarrollar. Mientras, la JI registra la marca “Garantía Halal” que utiliza para su empresa de certificación llamada Instituto Halal.

En 1994 se inscribe la Comisión Islámica de Melilla a la que se ningunea hasta que consigue ser Secretario general también el presidente de la Asociación Musulmana de Melilla, políticos en lo religioso, firmándose en el año 2008 un convenio de colaboración con dotación económica, con la Administración PP de Imbroda melillense.

En sucesivos procesos electorales miembros de la FEERI han estado pidiendo el rechazo al PP y el voto al PSOE, apoyando sus proyectos laicos o laicistas, significándose su fallecido presidente y también Yúsuf Fernández Ordóñez quien crearía más tarde su Federación Musulmana de España (FEME), conformando el sector FEERI/JI-FEME politizado laico de izquierdas.

Se achaca al posicionamiento laico de izquierdas de esta plataforma, crítica contra la derecha y la Conferencia Episcopal, el cierre de negociaciones y no desarrollo del Acuerdo con la CIE mientras gobernó la Administración del PP de Aznar, pagando las consecuencias todos los musulmanes.

En el año 2000 la Administración CiU/CDC-UDC de Pujol crea el Consell islàmic i cultural de Catalunya, firmando un convenio de colaboración en 2002 con la Generalitat de Catalunya, sin estar todavía inscrito como entidad religiosa, actualizado en años posteriores con dotación económica, y ninguneando a los representantes religiosos.

Tras la dimisión del difunto Escudero, continuaron cargos del Consejo de gobierno de la FEERI con la JI todavía con apoyo saudí, llegando a ser miembro quien fuera imam de la mezquita Omar “de la M-30” Moneir Mahmoud Ali El Messery, -retirado en 2009 del ejercicio de este ministerio-. Al difunto Escudero le sucedió Abdelkarim Mugiddin Carrasco Sánchez (e.p.d./A.r.), con un discreto pero correcto trabajo lejos de la capital, a quien sucedió Mohamed Amín Herrero Durán quien era más frecuente en el foro y por tanto molesto para la Administración desde cuyos corrillos había quien le insultaba en su ausencia, y es que hacía las preguntas y observaciones correctas de las que se deducen acciones corruptas de la Administración PSOE de Zapatero, por lo que no podía durar, solo hasta la elección de cargos en 2007, continuando la característica de políticos en el medio religioso, saliendo la JI de la FEERI.

Así desde la inscrita como Comunidad Musulmana de Ceuta, otra retomada en manos políticas, Mohamed Hamed Alí Zailachi (e.p.d./A.r.) se convierte en Presidente de la FEERI, quien era Secretario general del partido político UMC (Unión de Musulmanes de Ceuta), siendo Vicepresidente Mostafa Bakkach El Aamrani (e.p.d./A.r.), quien era Presidente del partido político PRUNE (Partido Renacimiento y Unión de España), siendo Vocal de la FEERI Halifa Mohamed Chaib, además de Promotor del partido político PDM (Partido de los Demócratas de Melilla), todos con un color político del majzén marroquí.

En el año 2010 Mounir Benjelloun Andaloussi Azhari, desde la inscrita como Comunidad Islámica de Murcia Assalam y su Federación Islámica de la Región de Murcia (FIRM), con una irregular convocatoria y asistencia gana las elecciones de la FEERI, con color político del Partido Justicia y Desarrollo (PJD) y del movimiento político Justicia y Caridad (JC) marroquíes. Pero la Administración PSOE de Zapatero no admite la inscripción del resultado hasta 2012 por los cargos que aún le quedaban en activo tras perder las elecciones de 2011.

Durante esa Administración PSOE se mantuvo ocupados a los representantes religiosos con distracciones y maniobras como fue el fomento de creación de muchas entidades religiosas y sus federaciones, multiplicar una presunta representación religiosa, alimentando divisiones para luego excusar con ello la promulgación de un decreto gubernativo en 2011 interviniendo la CIE para poder introducir en la misma entidades desde el Registro, recuperando el modelo inicial estatutario de la FEERI con varias secretarías al mismo nivel.

Esta campaña política de multiplicación de entidades religiosas era básica para disminuir el alto porcentaje adscrito a la UCIDE, utilizándose políticamente al Registro de entidades religiosas y a la Fundación Pluralismo y Convivencia del Ministerio de Justicia, que pusieron todas las dificultades y retrasos posibles para comunidades y federaciones de la UCIDE y celeridad y facilidad para cualesquiera otras.

También les enredaron con la continua elaboración de estatutos para la CIE, descartados una y otra vez, puesto que si eran democráticos no tendrían sus colaboradores el control, hasta que finalmente en enero de 2012 la CIE con las firmas de sus representantes de la UCIDE y la FEERI presentan oficialmente unos estatutos consensuados, rechazados inmediatamente por la Administración transitoria.

De forma fulminante son destituidos los representantes de la FEERI e impuestos los elegidos de 2010 e inscritos como tales en el Registro. Pero no queda ahí la acción gubernamental sino que les inscriben como miembros de la CIE también, sin que la FEERI se haya reunido, propuesto y resuelto su nombramiento como miembros de la Comisión permanente de la CIE, y sin que esta se reuniera después para elegir al nuevo Secretario general de la CIE por la FEERI. La Administración PSOE de Zapatero aprovechó hasta el último momento sus cargos antes del relevo paulatino tras perder las elecciones e impuso un cambio de dirección en la FEERI como castigo, y cambio de media dirección de la CIE, por musulmanes militantes o simpatizantes de su partido ya saliente.

Ya desde la oposición, miembros de la anterior Administración PSOE de Zapatero continúan las maniobras para sabotear los intentos iniciales de la nueva Administración PP de Rajoy por arreglar la CIE y sus estatutos, y el Secretario general de la CIE no electo convoca una reunión de la CIE en la que saca adelante con sus socios unos estatutos de la CIE en noviembre de 2012, que no son aceptados por algunas federaciones, entre ellas la UCIDE, ni por la Administración PP de Rajoy.

Son apoyados, entre otros, desde la Federación de Agrupaciones Islámicas por la Convivencia en España (FAICE) de Valencia con su Liga Islámica para el Diálogo y la Convivencia en España de Valencia, con presencia de ramas magrebíes de los Hermanos Musulmanes, como una alianza entre los sectores JI-FEME y FAICE-FIRM en una FEERI con colores políticos de izquierda que ya se presenta como si fuera propietaria de la CIE.

A partir de noviembre de 2012 corren en paralelo una CIE oficial con representantes por la UCIDE electos y por la FEERI no electos; y otra CIE sin reconocimiento oficial con representantes de la FEERI con otras entidades asociadas.

En 2015 se entablaron encuentros de la CIE oficial con el Ministerio de Educación en los que se abría la posibilidad de contratar profesores de religión islámica en Secundaria además de Primaria. La CIE no oficial publicó un procedimiento de provisión de puestos de trabajo para profesores en Andalucía, cosa que es competencia exclusiva de Educación, además de otorgar más puntuación a los solicitantes que se pagaran unos cursos en el plan de formación de esta CIE. La respuesta del Ministerio de Educación no se hizo esperar y cerró toda contratación tanto para Primaria como Secundaria. Y de nuevo todos los musulmanes pagamos por esta acción de la FEERI como absoluto protagonista de la CIE no oficial con su Presidente no reconocido, aunque sí reconocido como Secretario general de la CIE oficial y que como tal actuaba como representante legal.

Los demás Ministerios también reaccionan, especialmente Interior y Justicia, decretando un cargo de Presidente también para la CIE oficial que desempeñaría el representante religioso de la mayoría. De ese modo continuamos con una CIE oficial representativa de la mayoría de comunidades religiosas, con grupos insertos que proyectan tomarla compuestos por una minoría de políticos y mercaderes con sus propios intereses usurpando la representación a algunos.

A lo largo de todos estos años hemos ido recuperando una visibilidad ciudadana de los musulmanes de España, con dificultades a veces para la aceptación del entorno, quedando solo un pequeño porcentaje en la sociedad de personas y grupos de ultraderecha identitaria catolicista y de izquierda anticlerical laicista, que hostilizan y propagan discursos de odio para crear opinión en contra nuestra. Paradójicamente es de parte de los poderes públicos de donde parte la mayoría de la discriminación por sesgo religioso contra los muslimes, ya sea por cargos políticos catolicistas de derechas o laicistas de izquierdas. La resistencia a la normalización de los musulmanes en la sociedad española es política, y las estrategias para controlar las instituciones religiosas islámicas son política interior de los Estados con minorías muslimas.

Continuará…

Relata réfero et teste.

§Inicio§1ªparte§

Referencia:

("Decreto gubernativo de intervención", B.O.E.) §
("Un nuevo golpe bajo", Consejo de gobierno de la FEERI) §
("Injerencias de la Administración", Secr. Gral. de la CIE) §
("¿Fundadores de la FEERI?", Muhammad Mubin Medina) §
("Títeres del gobierno a sueldo del Estado", Antonio M.R.) §
("El califato de Almodóvar del Río", Lucas Haurie) §
("El golpe a la CIE", Presidencia del CISCOVA) §
("Se despide la legislatura", Mohamed Said Alilech) §
("Instrumento de control", Ignacio Cembrero) §
("Islam controlado y politizado", Antonio M.R.) §
("¿Qué representa la FEERI?", Mohamed Amín Herrero) §
("Comisión Imposible de España", Abdul-Haqq Salaberria) §
("¿Presidente de la CIE?", Muhammad Mubin Medina) §

Ahmed Rodríguez, Madrid, 18/11/2015.

 

 

 

 

exida | correo-e